Una enfermera admite haber asesinado a 8 pacientes ancianos porque eran malos

Su juicio será a finales de este mes y la fiscalía pidió cadena perpetua.

0
169

Una enfermera de Canadá se declaró culpable el jueves pasado de los cargos relacionados con el asesinato de ocho ancianos que estaban a su cuidado porque eran malos y Dios le había indicado que los matara.

Su increíble confesión quedó grabada en video por la policía.

Elizabeth Tracey Mae Wettlaufer, una enfermera de Ontario de 49 años, declaró a los investigadores que, entre los años 2007 al 2014, inyectó a varios pacientes en dos diferentes facilidades con dosis letales de insulina entre 2007 y 2014 porque Dios así se lo indicó, según CNN

Wettlaufer , cuyas víctimas tenían entre 75 y 90 años, señaló que cuando escuchaba la orden divina seleccionaba a las víctimas según se hubieran comportado.

En su testimonio confesó que sentía una urgencia de matar y que, después de cada uno de sus crímenes, sentía una risa incontrolable.

Sus acciones no eran un secreto, apuntó, ya que las reveló a su pastor y a otras personas. Quizás no le creyeron, o quizás pensaron que “estaba hacienda algo que el paciente deseaba”.

Los crímenes de Wettlaufer, quien también confesó tratar de asesinar a otros 6 ancianos más, salieron a la luz cuando fue ingresada a un hospital psiquiátrico de Toronto por depresión. Allí ella reveló sus maquiavélicos hechos, y el personal médico se lo hizo saber a la policía, quien la detuvo poco tiempo después.

Su juicio será a finales de este mes y la fiscalía pidió cadena perpetua.

Cortesía peopleenespanol.com