Khalid Masood, el terrorista de Westminster Bridge del que nadie sospechó

0
141

 Las autoridades identificaron a Khalid Masood como el autor del atentado en el centro político de Londres. El historial de crímines y condenas del extremista

Khalid Masood arribó algo nervioso a la empresa Enterprise en Solihull, en las afueras de Birmingham. Habló con un empleado y eligió un vehículo para poder rentar: Hyundai Tucson. El coreano es un transporte todoterreno, ágil y no despertaría sospechas circulando por Westminster Bridge, su objetivo.

Se subió, lo encendió y marchó los 190 kilómetros que separan su vivienda en Birmingham de la capital británica. Ya sabía lo que iba a hacer: matar.

Los interrogantes que emergen por estas horas están vinculados a especulaciones: ¿pudo evitarse el atentado en el corazón político de Londres? Si Masood estuvo bajo “el radar” del MI5, ¿por qué salió de esa red de sospechosos? Lo cierto es que el perfil del terrorista -pese a tener un nutrido prontuario- no hacía pensar que podría ofrendar su vida a la causa ultraislámica, como finalmente hizo. The Guardian indicó que el extremista no figuraba en el listado de 3.000 sospechosos que el MI5 tiene en su poder y a quienes monitorea constantemente.

Los peritos forenses trabajan en la escena del crimen múltiple (Reuters)

El violento historial del agresor estaba relacionado con crímenes comunes y no con amenazas terroristas y mucho menos de índole religiosas. La primera condena de Masood fue en noviembre de 1983. En esa ocasión fue por “daño criminal“. La última, en diciembre de 2003, por posesión de un cuchillo. Entre otros delitos que se le imputaron y comprobaron figuran el de asalto, lesiones corporales graves y disturbios públicos.

Pero el terrorista -británico, casado, padre de tres hijos, entusiasta físicoculturista y convertido al islam- también figuraba en los registros policiales bajo diversos seudónimos. “No era objeto de una investigación actual y no estaba entre los informes de inteligencia que fuera a cometer un ataque terrorista“, indicó un vocero de Scotland Yard que no fue identificado.

Los investigadores que están tras las huellas que dejó Masood antes de cometer el atentado intentan determinar si además de él había otros cómplices que supieran de su plan. Durante la noche, ocho sujetos fueron detenidos en los alrededores de Birmingham, en relación al criminal. Esta mañana, el grupo terrorista Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) se adjudicó el ataque y señaló que el agresor era “un soldado del califato“.