Enfermeras y médicos atentaron contra la dignidad de una paciente desnuda y lista para ser operada

0
262

Cartagena vive por estas horas un escándalo absoluto, luego de que un video muestra la manera en que enfermeras y médicos tratan a una paciente completamente desnuda e inconsciente en el quirófano, cuando está preparada para ser intervenida.

El hecho ocurrió en la Clínica Santa Cruz de Bocagrande donde las autoridades de la institución decidieron despedir de inmediato a cinco profesionales de la salud que participaron del bochornoso suceso. La grabación muestra cómo médicos y enfermeras bailan al ritmo de cumbia mientras preparan a un paciente al que puede observárselo desnudo en una camilla. Todo Colombia permance impactada por las imágenes que se viralizaron en las últimas horas.

Según el centro médico, los involucrados violaron todos los protocolos que deben seguirse en estos casos y por tal motivo se decidió echarlos de inmediato. “El respeto por la dignidad de cada uno de los pacientes es primordial en nuestra institución, por lo que rechazamos y lamentamos profundamente el comportamiento inapropiado de quienes ejercen profesiones y ocupaciones en el área de la salud, evidenciado en el video grabado en uno de los quirófanos de nuestra institución”, indicó el hospital en un comunicado.

La clínica responsabilizó a las enfermeras y médicos de haber atentado contra la dignidad del paciente “violando protocolos, políticas, principios y valores institucionales, enfocados en la calidad y humanización del servicio”. El escándalo por el video -que fue expuesto en las redes sociales- escaló a tal punto que el Departamento Administrativo Distrital de la Salud (Dadis) resolvió visitar el centro médico para evaluar las condiciones en que se trabaja allí.

“Es la primera vez en siete años de buen servicio, que vivimos una situación como esta y hemos tomado las medidas y correctivos necesarios para que no se repitan actos tan reprochables”, sostuvo la Clínica Santa Cruz de Bocagrande. “La entidad seguirá trabajando para garantizar a los pacientes un trato digno, procurando que cada uno de los profesionales ejerza su labor enmarcada en los valores institucionales, protocolos y procesos”, concluyó el documetno.